29 may. 2007

Solo un blogger pudo con la Kriptonita

Nada se puede ocultar bajo la mirada crítica de los blogs. Una ejemplo claro y sangrante lo protagonizó la compañía de candados para bicicleta Kryptonite. Dicha empresa publicitaba a sus candados como los más seguros del mercado. Hasta que, tachán, llegó un blogger, también denominados frikis de la web, para desmitificar la calidad de estos candados. Nunca un boli bic levantó tanta polémica.



El resultado: Kryptonite bajó considerablemente el número de ventas al correr la noticia como la pólvora, ¡esto es Internet!, llegó por lo menos 5 millones de usuarios e incluso el NY Times se hizo eco. Al final la empresa cambió el candado gastándose una cantidad considerable de dinero.

Este caso nos muestra claramente la influencia que puede llegar a alcanzar un blog, un voz, una opinión, en estre mundo multimedia e interectivo. Cada vez somos más los que vigilamos las injusticias y los timos, así que anden con mucho cuidado y sean justos.

No hay comentarios: